La importancia de descansar con un buen colchón para tu rendimiento deportivo

Hay muchos parámetros que un deportista debe considerar cuando pretende mejorar en su disciplina y rendimiento deportivo. Ya sea correr, saltar o cargar cada vez un peso mayor, todos los que invertís tiempo en entrenar vuestro cuerpo y habilidades, sabéis lo mucho que cuesta obtener pequeñas mejoras.

Cuando acabas de iniciarte en la carrera, sea cual sea tu punto de forma, sabes que tienes un largo camino por delante y que este irá marcado por pequeñas etapas u objetivos cumplidos, ¿no es así? Poco a poco. El problema es que, antes de que tu cuerpo se habitúe al esfuerzo nuevo al que le sometes, vas a sentirte realmente cansado, y ¿qué pasa si estás agotado pero no descansas correctamente? Que sin duda recibirás un premio traducido en un día de perros, no sé si te suena: mal carácter, torpeza, pocas ganas de nada. Quizás incluso decidas no ir otra vez a entrenar, y eso sí que no.

Por otra parte, si llevas ya meses o incluso años entrenando, estarás más que habituado al ejercicio y esos objetivos que comentaba anteriormente puede que te supongan un mes entero de duro entrenamiento y disciplina, ya sea bajar tu marca personal en los 10 km, aumentar tu peso máximo en 5 kilos o reducir el tiempo de los 50 metros nadando a crol.

Mejorar descansando es básico

Volviendo a los parámetros que te decía al inicio, sabrás que para un deportista entrenar no lo es todo, ya que los mejores resultados se obtienen cuando todas las variables se unen para conseguir un mismo fin, es decir, entrenar duro (por supuesto), comer bien y descansar debidamente. Hablemos de esto último, porque es durante la noche cuando tu cuerpo se repara, cuando el músculo se construye y cuando, en definitiva, mejoras.

Ahora viene lo bueno: ¿dormir es lo mismo que descansar? Por supuesto que no. ¿Crees que te sentirías igual de bien si durmieras en una silla de hospital que en una cama? Rotundamente no, pero afinemos más: ¿crees que estarías igual de descansado si durmieras sobre una colchoneta de 5 cm que sobre un colchón adecuado a tus necesidades? Es evidente que no, porque los mejores colchones para descansar son los que te ofrecen lo que precisas.

¿Hay colchones específicos para cada persona?

Por supuesto, incluso recomendaciones por edades; por ejemplo, un colchón de látex sería apropiado para una cuna de bebé y uno de muelles para un adolescente y su espalda, aunque en Francia están muy extendidos los colchones de muelles ensacados (se llaman así porque van en pequeños saquitos) entre los adultos.

Si eres deportista, sin duda te recomiendo que te asegures de que dispones de un buen colchón, uno que te permita descansar profundamente y no solo dormir. Por suerte, en el mercado existe suficiente tecnología como para permitirte aunar tus necesidades y tus preferencias, pero confía siempre en el asesoramiento de especialistas y cuídate. Un buen colchón va a suponer una de las mejores inversiones deportivas que puedas plantearte. Que descanses.

Acerca de D E P O R G O O

Blog deportivo donde se informa de las últimas novedades tanto de los clubes como de los jugadores.
Marcar el Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *